Bookmarking social
Conserva y comparte la dirección de reikiare en tu sitio social bookmarking
Junio 2018
LunMarMiérJueVieSábDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 

Calendario Calendario


HISTORIAS ZEN

Ir abajo

HISTORIAS ZEN

Mensaje por Invitado el Jue Mar 15, 2012 9:46 pm

Pequeñas historias que os serviran como pequeña introducción a la sabiduría Zen a través de una selección de relatos y Koan clásicos.
Dejo el post solo como lectura, para que cada cual realice sus propias reflexiones.
Y abro otro post de REFLEXION, hay un enlace en cada historia, para que compartais lo que os apetezca sobre estas historias de "ZEN sin Maestros"

¡¡ TOO PA VOSOTROS ¡¡


Última edición por JAUMELL el Sáb Mar 17, 2012 10:12 am, editado 3 veces
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

LA TAZA DE TE

Mensaje por Invitado el Jue Mar 15, 2012 9:52 pm

Nan-in, un maestro japonés de la era Meji (1868-1912) recibió cierto día la visita de un erudito, profesor de universidad, que venía a informarse acerca del Zen.
Nan-in sirvió el té. Colmo de líquido, hasta el miasmo borde, la taza de su huésped, en vez de detenerse, siguió vertiendo té sobre ella con toda naturalidad. El erudito contemplaba absorto la escena, hasta que al fin no pudo controlarse más.
- Está llena hasta los topes. No siga, por favor.
- Como esta taza, - dijo entonces Nan-in- estás tú: lleno de tus propias historias y especulaciones ¿Cómo puedo enseñarte lo que es el Zen sino vacias primero tu taza?




Última edición por JAUMELL el Vie Mar 16, 2012 10:28 am, editado 2 veces
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

OBEDIENCIA

Mensaje por Invitado el Jue Mar 15, 2012 10:04 pm

A las charlas del maestro Bankei, que fueron muy populares durante el régimen de Togukawa en Japón, asistían no solo estudiantes de Zen sino personas de toda condición y creencia. Bankei no recurría a las citas de sutras ni se ensarzaba en discusiones escolásticas. Sus palabras le salían directamente del corazón e iban dirigidas a los corazones de sus oyentes.
Sus largas audiencias acabaron irritando a un sacerdote de la escuela Nichiten, de carácter militar, cuyos adeptos le habían abandonado para ir a escuchar sobre Zen. Cierto día, este egocéntrico sacerdote se encaminó hacia el templo donde disertaba Bankei con el propósito de entablar con el un duro debate.
- ¡Eh, tú maestro zen¿ -grito-, ¡atiende a esto¡ quienquiera que te respete, te obedecerá en cuanto digas, pero un hombre como yo, que no te profeso respeto alguno ¿cómo puedes hacer para que obedezca?
- Acercate a mi lado y te lo demostraré -dijo Bankei.
Orgullosamente el sacerdote avanzó entre la multitud hasta llegar al lugar donde estaba el maestro. Éste sonreía.
- Colócate a la izquierda.
El sacerdote obedeció
- No, espera -se retractó Bankei- Hablaremos mejor si estás a mi derecha. Ponte aquí.
El sacerdote se dirigió muy altivamente hacia la derecha.
- ¿Lo ves? -observó Bankei-. Estás obedeciendome y, la verdad, pienso que eres una persona muy dócil. Ahora siéntate y escucha.





Última edición por JAUMELL el Vie Mar 16, 2012 10:28 am, editado 2 veces
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

AMA ABIERTAMENTE

Mensaje por Invitado el Vie Mar 16, 2012 9:52 am

Veinte monjes y una monja de nombre Eshun, practicaban meditación junto a un maestro zen.
Eshun era muy bella a pesar de llevar la cabeza afeitada y vestir sencillas ropas de monacato. Varios monjes estaban secretamente enamorados de ella. Uno de ellos le escribió un día una nota en la que le declaraba su amor insistiendo a que accediese a concertar con él un encuentro privado.
Eshun no contestó. Al día siguiente, el maestro daba una conferencia en grupo. Al acavar la disertación, Eshun se levantó y señalando con el dedo a su admirador secreto dijo:
- Si en verdad me amas tanto, ven aquí y abrázame en este momento.


avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

LA LUNA NO SE PUEDE ROBAR

Mensaje por Invitado el Sáb Mar 17, 2012 10:10 am

Ryokan (1758-1831), monje ermitaño de la escuela soto, vivía de la forma más austera en una pequeña choza al pie de una montaña. Cierto día, por la tarde, estando él ausente, un ladrón se introdujo en el interior de la choza. Descubrió que allí no había nada que pudiese ser robado.
Ryokan, que regresaba entonces, se encntró con el ladrón dentro de casa.
- ebes de haber hecho un largo viaje para venir a visitarme -le dijo- y no sería justo que volvieras con las manos vacias. Por favor, acepta mis ropas como regalo.
El ladrón quedó perplejo pero al fin cogió las ropas y marchó. Ryokan se sentó en el suelo, desnudo, contemplando la luna a través de la ventana.
- Pobre hermano -se decía- Ojalá pudiera haberle dado esta maravillosa luna.


avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

CUANDO EL PROFESIONAL SE ESMERA

Mensaje por Invitado el Sáb Mar 17, 2012 10:40 am

Un joven médico llamado Kusuda se encontró un día un amigo del colegio que había estado estudiando Zen. Kusuda le preguntó en que consistía y su amigo le respondió:
- No puedo decir lo que es, pero una cosa es cierta: cuando profundizas en Zen, pierdes todo el miedo a la muerte.
- Eso suena bien -dijo el joven doctor- Creo que voy a intertarlo ¿dónde puedo encontarr un maestro?
- Ve a ver a Nan-in -le propuso el amigo.
Kusuda así lo hizo, no sin antes provisto de un largo puñal, pues queria comprobar si el propio maestro había perdido el temor a la muerte.
-¡Hola muchacho¡ -exclamó Nan-in al verle- ¿Cómo estás? Hacía tiempo que no nos veíamos.
- No nos hemos visto antes -dijo Kusuda perplejo.
- Tienes razón -se corrigió Nan-in-,te había confundido con otro médico que recibe instrucción aquí.
Con tales prolegomenos Kusuda vió perdida su oportunidad de probar al maestro, así que de mala gana le preguntó si tambien él podía ser instruido.
- El Zen es una tarea difícil -respondió Nan-in-. Si tú eres médico, trata a tus pacientes con esmero. Eso es Zen.
Kusuda fue tres veces a ver a Nan-in. En las tres ocasiones el maestro le recordó lo mismo:
- Un médico no debería estar aquí perdiendo el tiempo. Vuelve y cuida a tus pacientes.
No estaba nada claro aún para Kusuda cómo semejante enseñanza podia erradicar el temor a la muerte, de forma que en la cuarta visita protestó:
- Un amigo me dijo que cuando uno aprende Zen pierde el miedo a la muerte. Cada vez que vengo aquí, todo lo que me dices es que cuide de mis pacientes. Eso ya losé. Si todo lo que se llama Zen consiste en eso no quiero volverte a ver nunca más.
Nan-in sonrió y, dando a kusuda una afectuosa palmada le dijo:
- Tal vez haya sido demasiado estricto contigo. Permíteme que te presente un koan. Le enfrentó entonces al Mu de Joshu, que es le primero de los problemas para el esclarecimiento de la mente que figuran en el libro "La entrada sin puerta":




"Un monje dijo a Joshu:
-Yo simplemente he entrado en este
monasterio. Por favor enseñeme.
-Usted ha comido las gachas de su arroz?
-preguntó Joshu.
-Si, ya lo he hecho -sontestó el monje.
-Entonces tienes limpio tu cuenco -dijo Joshu"


Kusuda consideró con cuidado el problema buscando la respuesta. Pasados dos años, creyó haberla encontrado al fin, pero su maestro sentenció:
- Todavía no lo has comprendido.
Durante un año y medio más Kusuda meditó constantemente. Su mente se fue pacificando poco a poco y todos los problemas se disiparon. La Nada se hizo Verdad. Atendía con toda solicitud a sus pacientes y, sin apenas darse cuenta, había transcendido toda inquietud relativa a la vida y la muerte.
Cuando fue de nuevo a vver a su maestro Nan-in se limitóa a esbozar una sonrisa.




avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: HISTORIAS ZEN

Mensaje por Invitado el Mar Mar 20, 2012 11:47 am

Daiju visitó a Baso en China. Baso le pregunto:
- ¿Qué vienes buscando?
- La iluminación
- Tienes el tesoro en tu propia casa ¿Qué necesidad tienes de buscarlo fuera? -preguntó Baso.
- ¿Dónde está exactamente el tesoro? -replico Daijú.
- Lo que estás preguntando es ese tesoro -sentenció Baso.
Daiju fue iluminado, obtuvo el satori. A partir de ese momento, instaba continuamente a sus amigos:
- Descubrid el tesoro de vuestra propia casa y utilizadlo.



avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: HISTORIAS ZEN

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.